jueves, 2 de abril de 2009

En un mundo ideal

Llueve por las tardes y tu jefe te perdona que vayas a trabajar y te quedas mirando pelis de Peter Fonda de joven.
Te llama una amiga y te dice que por la noche hay un concierto de un grupo que no está mal, como Balago, en el Heliogábal. Encima, a tu lado, milagrosamente está sentado Nacho Vigalondo y parece que te está mirando misteriosamente. ¿Que te ha pedido el número, dices?
La nevera nunca se vacía. Hay yogures infinitos y muchos paquetes de tomates cherry que nunca caducan, ni los huevos ni las lechugas.
Te metes en la cama y está esperándote leyendo un libro un joven talento artístico, que es divertido y no cita a ningún tipo de autor ruso o finlandés para que centres tu atención en su discurso.
Hay conejos gigantes paseando en moto por tu ciudad.
En un mundo ideal.

2 comentarios:

James dijo...

Señorita Fornieles acuda a caja por favor! ahahahahahhahahahhahahaha

Un beso!

pink pony dijo...

grrrrr, ahora voy a otro supers, me he canviado de amante!