viernes, 15 de mayo de 2009

Un premio al viernes

Queridos,
Como ya os he dado la chapa toda la semana reivindicando los derechos de los castores, las relaciones sexuales a partir de los 60 años y el derecho a enamorarse de la persona equivocada, os pongo una dosis extra de belleza. Gracias a Queenie, que aunque es un gruñón, yo sé que tiene un corazón con más colores que una tele Sony Bravia.



Sí, quereros mucho, porque la primavera está llena de substancias este año :)

4 comentarios:

Scott Pilgrim dijo...

pero ke, que, bonito !
te lo pillo prestado,ok?

pink pony dijo...

mmmm, habla con Queenie...

Scott Pilgrim dijo...

es en plan para diseminarlo por ahi...total, ami no me lee mucha gente.

pink pony dijo...

oye, que es coña! Lo único que nos queda para curarnos es la belleza :)